Rafael Muñoz puede que vaya a Marsella a entrenar

Aunque los periódicos de Córdoba hace días que hablan de la posibilidad de que Rafa Muñoz realice un giro a su vida deportiva, ahora todo parece indicar que la decisión está encaminada.
 
El nadador cordobés, entrenado en las últimas temporadas por Joan Fortuny en el CAR de Sant Cugat, desea un cambio de aires y con esa intención está valorando iniciar una etapa francesa. La elección parece recaer en el CN Marsella, donde las últimas temporadas también ha estado enrolada Tatiana Rouba.
 
El Cercle de Nageurs de Marseille es un club prestigioso en Francia, con buenas instalaciones y un grupo de técnicos cualificados encabezados por Romain Barnier y con un excelente éxito en cuanto al grupo de velocistas. Frédérick Bousquet, Fabien Gilot y Grégory Mallet, miembros del equipo francés del 4×100 libre, subcampeones olímpicos en Pekín, son miembros del club.
 
Además de los nadadores mencionados, estas semanas está entrenando en el club marsellés Laure Manaudou, quien decidirá su futuro en los próximos días y todo parece indicar que su elección está ya decantada para el club de la Provence. La espaldista Esther Baron, lesionada la temporada pasada, también ha cambiado de aires dejando el Canet 66 para entrenar en Marsella.
 
Rafa, antes de decidirse, según informa El Día de Córdoba, está intentando ver la posibilidad de compaginar la temporada francesa con la española, además de conseguir los recursos económicos necesarios para asegurar los gastos ocasionados de esta decisión.
 
 
Por otra parte, según informaba Minuto 90, el Navial, club de Rafa Muñoz, está apoyando a su nadador y se ha encargado de presentar su plan a la Federación Andaluza de Natación.
 
 
Roger Torné