Stefan Nystrand y los 100m. libre

Stefan Nystrand no es ningún completo desconocido en el panorama internacional, pero nunca ha estado entre los favoritos de las apuestas para ganar un título de los grandes, a pesar de sus medallas europeas y mundiales. En el Open de Paris demostró que puede ser una pieza importante para decidir un podio en los próximos Juegos Olímpicos.
 
El nadador sueco de 26 años y 193 centímetros mostró sus cartas ya en el primer día de competición nadando en 48.05 los 100 libre en el relevo de 4×100 libre del equipo sueco. El segundo día se hacía con el oro de los 50 libre con una marca de 21.93, estableciendo un nuevo record sueco, solo 29 centésimas por encima del record del Mundo de Alexander Popov.
 
Pero lo que más impresionó sin duda fueron los 47.91 de la final de los 100 libre, a sólo 7 centésimas del record mundial del holandés Pieter Van Den Hoogenband, consiguiendo la tercera mejor marca mundial de todos los tiempos y siendo el segundo hombre en ser capaz de bajar de la barrera de los 48 segundos.
 
Para conseguir esa marca, Nystrand pasó por los 50 metros en 22.72, un tiempo inferior al record nacional de 50 metros de muchos países y le daría una medalla en la mayoría de Campeonatos Nacionales del planeta en la prueba de 50 metros.
 
Nystrand nada unos 20 Km semanales con dos sesiones en seco y que o bien nada lento con mucha técnica o bien lo hace muy fuerte, nada intermedio en sus entrenamientos. Opina que su dieta y la mejor atención que le ha puesto al descanso (más horas de sueño) han permitido que en los últimos dos años haya evolucionado mucho mejor todo ello unido a que no ha perdido ninguna sesión de entrenamiento. También desde Marzo ha trabajado mucho con sus salidas y pone mucha más atención a los segundos 50 metros de la prueba.
 
El mismo Nystrand se congratuló de ver la recompensa a su esfuerzo pues según sus propias palabras hace dos años no le importaba saltarse una sesión de entrenamiento y desde entonces decidió ir a por todas. Hoy nada 3.000 metros por sesión y en el gimnasio intenta ganar en fuerza y potencia pero evitando ganar masa muscular.
 
Sus marcas ahora son mucho más constantes que hace unos años y su evolución más rápida. Si en 1999 tenía 50.77 como mejor marca personal, la rebajó a 50.06 en septiembre de 2000 y a 49.65 en julio de 2001 pero no se vio capaz de evolucionar en el hectómetro hasta 4 años después cuando el 27 de julio lo hacía con 49.41 que le otorgaban la duodécima posición en los Campeonatos del Mundo de Melbourne 2005.
 
Los 48.91 del 31 de julio de 2006 le daban la medalla de plata en el Europeo de Budapest, rebajando otro medio segundo su mejor marca, mientras que en Melbourne no podía nadar la fina puesto que sus 48.92 en semifinales solo le dieron la décima plaza final. Ahora con 47.91 puede preparar los Juegos Olímpicos de PEkin con tranquilidad.
 
Gráfico de la evolución de sus marcas en los 100 libre, piscina de 50 metros:
 
 
 
Roger Torné