Adaptación del nadador a las finales matinales


Zhang Yadong

Mientras no dejan de aparecer voces críticas sobre la decisión del CIO de pasar las finales de natación de los próximos Juegos Olímpicos de Beijing 2008, el seleccionador Chino Zhang Yadong ya ha tomado medidas para que sus nadadores están en las mejores condiciones: les someterá a un cambio de horario.

 
El seleccionador australiano, Alan Thompson ha realizado diferentes declaraciones esta semana, mostrando estudios científicos que demuestran la afectación biológica al rendimiento en el cambio de hora de la competición. Según los estudios mostrados, el rendimiento físico es muy superior al atardecer que por la mañana.
 
A ello hay que sumar el efecto psicológico que será difícil de combatir, puesto que corregir al subsconsciente no es tarea fácil, es necesaria una reeducación que probablemente ya no estamos a tiempo de realizar.
 
Todos los nadadores y técnicos están de acuerdo en que el rendimiento no será el mismo, en otros artículos ya hemos mostrado algunas de las reacciones. Hoy lo ha hecho Grant Hackett en el periódico australiano “The Gold Coast Bulleti” donde asegura que nadie podrá nadar al 100%, pero que al menos todo el mundo estará en las mismas condiciones.
 
Pero, es posible que algunas selecciones tomen decisiones parecidas a las de la China, es decir adaptar el ritmo biológico para que el cuerpo por la mañana tenga las sensaciones de que es por la tarde.
 
El modo de realizar una adaptación para permitir a los nadadores estar en su mejor momento biológico por la mañana seguro que será objeto estudio por muchas selecciones. De momento Zhang Yadong no ha dado muchas pistas respecto de sus planes, solo ha dicho que pretende adelantar el horario de todas las actividades. Puede que la opción sea cambiar los hábitos de toda la selección adelantando su trabajo unas horas, de forma que el horario “diurno” de los nadadores estaría en el tramo comprendido entre la 4 de la mañana con el desayuno, comida a las 8 hasta las 3 de la tarde con la cena.
 
Adaptarse las actividades a este ritmo permitiría al nadador que compitiera a las 11h, hacerlo 7 horas después de haberse levantado con un ciclo biológico parecido al horario normal.
 
Estaremos atentos a iniciativas de este tipo, si es que se hacen públicas, con el fin de averiguar las diferentes decisiones y formas de llevar a cabo un cambio tan importante.
 
Por otro lado, la federación china ha decidido trasladar las finales de sus campeonatos nacionales a la mañana. En los campeonatos de noviembre de 2007, que servirán de trials para los JJOO, se realizarán con las adaptaciones horarias mencionadas con el fin de conocer las reacciones y el rendimiento de los nadadores con este horario avanzado.
 
Roger Torné